Deportes
Tiempo de lectura: 4 minutos

José Hila se convierte en Gollum

Mediante la ficción guionizada, la colaboradora de CANAL4 Diario, Susana Hernández nos traslada a escenas que bien podrían ser realidad, o no.

Diálogos de verano para hacer más llevadera la actualidad política actual.

  1. CONSULTA DE LA PSICÓLOGA DE FRANCINA ARMENGOL, POR LA MAÑANA

La presidenta del Govern, Francina Armengol, acude por segunda vez en la semana a terapia; todo debido a sus recientes pesadillas sobre el alcalde de Palma, José Hila.

La presidenta se encuentra tumbada en el diván, mientras la psicóloga toma notas frente a ella.

PSICÓLOGA:

(Con voz calmada)

¿Por qué estás aquí otra vez, Francina?

FRANCINA:

Verá… ¿Recuerda el sueño que tuve el otro día? ¿Cuándo soñé que José Hila era el personaje de Juego de Tronos, Lord Petyr Baelish?

PSICÓLOGA:

Para no recordarlo, llegaste histérica a mi consulta.

FRANCINA:

Ya… Pues anoche tuve otro sueño.

PSICÓLOGA:

¿No habíamos hablado ya de esto, Francina? ¿Qué dijimos de ver la tele antes de dormir?

FRANCINA:

¡Si no he visto nada! ¡Lo juro!

PSICÓLOGA:

(Suspira)

Está bien. ¿Y quién era ahora? ¿Milhouse, de los Simpson? ¿Dobby, el elfo doméstico?

FRANCINA:

(Niega)

No… Era Gollum.

PSICÓLOGA:

¿Gollum?

FRANCINA:

(Avergonzada)

Ya sabe, el de El Señor de los Anillos…

PSICÓLOGA:

Está bien, Francina, quiero que me cuentes todo lo que ocurrió en el sueño.

  1. GRIETAS DEL MONTE DEL DESTINO (TIERRA MEDIA), POR LA MAÑANA

Comenzaron su viaje en el año 3018 y al fin, más de un año después, Francina Armengol se encuentra en Orodruin, acompañada de Catalina Cladera, para destruir el anillo “para gobernarlos a todos” … El anillo de la alcaldía de Palma.

Francina está a punto de tirarlo a las grietas del Monte del Destino, pero por algún motivo no puede. En cierto modo, le cuesta deshacerse de esta alcaldía, a pesar de los intentos de Catalina quien, desde la distancia, le apremia a ello.

De entre las sombras emerge una nueva figura: un ser miserable y escuálido, con dedos largos, ojos enormes… José Hila.

JOSÉ:

(Suplicante)

Ama, no haga esto, se lo imploro.

FRANCINA:

He de hacerlo, José. Por el bien de Palma, debo destruir este anillo.

JOSÉ:

¡No! ¡Lo queremos! ¡Lo necesitamos! Ellos, los del Partido Popular, nos lo robaron… Sucios rastreros populares… Malos, traidores, falsos. No, ama, no. Ahora que lo hemos recuperado es nuestro deber utilizarlo.

FRANCINA:

No, José, ya no. Tuviste tu oportunidad y no supiste aprovecharla. Una sola tarea se te encomendó, ¡una sola! Cumplir con tus obligaciones como buen alcalde de Palma. Y ni la limpieza de la ciudad, ni la sostenibilidad de los cruceros, ni el estado de los animales en las perreras y ni mucho menos el transporte; te acompañan en tu travesía.

Francina se arranca el colgante que sostiene el anillo único, el de la alcaldía de Palma, del cuello. Lo alza sobre sí misma y lo tiende sobre el fuego que se abre a sus pies.

FRANCINA:

(Con firmeza)

Cuando las cosas están en peligro alguien tiene que renunciar a ellas.

JOSÉ:

(Desesperado)

¡Mi señora, no! ¿Acaso ha olvidado la época del PP en Baleares? Ellos nos maldijeron, ¡nos desterraron! Nosotros lloramos por vernos tan solos… Olvidamos hasta nuestro propio nombre…

FRANCINA:

Yo no he olvidado mi nombre. Soy Francesca Lluc Armengol Socías, primera mujer presidenta del Gobierno de las Islas Baleares y militante del PSIB-PSOE. Y arrebatarte la alcaldía de Palma, será mi legado.

Francina abre la mano y deja caer el anillo único. José Hila, desesperado, se lanza hacía el vacío en un intento de recuperarlo.

JOSÉ:

¡Mi tesoroooooo!

José Hila agarra el anillo mientras cae al fuego. Y así, aferrado a la alcaldía de Palma hasta la muerte, ambos abandonan este mundo fundidos en ardiente lava.

  1. CONSULTA DE LA PSICÓLOGA DE FRANCINA ARMENGOL, POR LA MAÑANA

Tras terminar su relato, la presidenta del Govern, Francina Armengol, se muestra temblorosa y terriblemente asustada.

La psicóloga, que no ha dejado de tomar notas durante su narración, la mira con preocupación.

PSICÓLOGA:

Francina, con todos mis respetos, creo que ese hombre te está volviendo loca. ¿No sería más fácil nombrar a otro alcalde de Palma?

FRANCINA:

¿¿¿Pero qué dice??? ¿¿¿Cree que mis sueños son una exageración??? ¡José Hila iría hasta el fin del mundo, hasta el mismísimo corazón del ojo de Sauron, con tal de mantenerse como alcalde!

PSICÓLOGA:

Pues en ese caso, Francina, no se me ocurre cómo puedo yo ayudarte.

FRANCINA:

¡Recéteme unas pastillas! ¡Por favor! ¡Se lo suplico! ¡Lo que sea con tal de dormir!

PSICÓLOGA:

Bueno, supongo que un poco de Diazepam no le hará daño…

FRANCINA:

(Antes de que pueda terminar la frase)

¡Gracias! ¡Gracias! ¡Mil gracias!

(De pronto, parece acordarse de algo)

¿Le importa si entra ahora Catalina Cladera? Tiene algo que contarle sobre un sueño sobre José Hila como León Cobarde en el Mago de Oz.

Actualizado: 14 de marzo de 2022 , , , , , , , ,

Noticias relacionadas

Comentarios

No hay comentarios

Enviar un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este formulario recopila tu nombre, tu correo electrónico y el contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información, revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.

magnifiercrossmenuchevron-down
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram